Escrito por:

Superman: Red Son ¿Mejor que el Cómic Original?

Becka Salas

Heroína cinéfila de noche, caza tiburones de día

10 marzo, 2020
|
Escrito por: Becka Salas
Superman: Red Son es la nueva película animada de DC Cómics que propone algo verdaderamente nuevo.

“Verdad, Justicia y El Sueño Americano”. Ese es el lema no oficial de Superman, el gran héroe que desde los 30 se ha presentado no sólo como el superhéroe más poderoso de todos, sino como el gran salvador. Con un temple de acero, valores inamovibles y un sentido de justicia implacable, este superhéroe se convirtió rápidamente en el símbolo de todo lo que soñaba ser Estados Unidos.

Pero esta omnipotencia es cuestionada en la nueva película animada de DC Comics, Superman: Red Son, en donde el director Sam Liu lleva a la pantalla chica la historia que Mark Millar creó en 2003. Aquí, nos presentan un mundo donde el último hijo de kriptón aterrizó en unos campos ucranianos en 1938, y después dedicó toda su vida a servir al régimen comunista de Iósif Stalin.

Superman Red Son

Una Adaptación Diferente

La cinta, como casi todas las películas animadas de DC, sigue más o menos la idea general del cómic. Así que básicamente vemos cómo se presenta un futuro en donde la Unión Soviética jamás se desmantela, pues Superman toma el control político de Rusia.

Contrario a la historia de Mark Millar, la película de Superman: Red Son no está tan interesada en comparar los diferentes regímenes políticos y dar una solución dicotómica, lo que buscan es entender dónde se reside la humanidad de Clark Kent, y si ésta se vería afectada si no creciera en la tierra de la libertad y las oportunidades.

Superman debe contrastar las horribles realidades del régimen comunista: los gulags, la represión, las constantes faltas a los derechos humanos. Pero esta vez, el enemigo a vencer no es otro alienígena, un súper villano, ni un monstruo, es el mismo sistema. Y así, con la facilidad con la que presumió ser la mejor arma del partido rojo, se convirtió en el nuevo líder de la Unión Soviética.

Con su nueva posición construyó un lugar tranquilo y en paz, al menos dentro de los confines de su imperio, pues la solución que Superman encontró para detener la malévola naturaleza del ser humano, fue comenzar a lobotomizar y controlar cada aspecto de la vida pública y privada. Porque cuando eres Súper, es muy fácil crear reglas a modo.

Red Son entonces nos dice que el objetivo de Superman, sin importar en qué polo nazca, es el de ayudar e intentar hacer el mundo un lugar mejor. Pero, desafortunadamente, esa misma fuerza que lo hace tan especial, sin la presencia de contrapesos y grupos que lo guíen hacia el bien, termina por convertirlo en lo que juró destruir.

Superman Red Son

Una Historia Actualizada

Esa idea se hace más presente en la cinta gracias a los cambios que hicieron con respecto al cómic original, pues Lex Luthor jamás se convierte en presidente del mundo, ni es la persona que trae la paz global. Tampoco se convierte en un súper-hombre que vive más de mil años, y mucho menos es el artífice de una paradoja autocumplida, pues sus descendientes no envían a su hijo al pasado sin saber que caería en una granja ucraniana en 1938.

Mark Millar estaba sumamente interesado en hacer una discusión de dos ideologías políticas personificadas, donde al final una es altamente superior a la otra, al grado en que la solución está siempre del lado americano, sin importar las acciones que se deben tomar para lograr el ideal de la justicia y verdad.

La ausencia del drama y ciencia ficción de Millar sí se sienten en la película de Red Son. Ya que eliminaron la vez que Luthor se alía con la versión yugoslava de Batman para crear una revolución, y también evitan inmiscuir al empresario en la invasión de Brainiac. Sin embargo, a pesar de que le falta ese punch emocional, la exploración del carácter de Superman queda mucho más clara y se siente más honesta.

Otro punto en el que cambiaron diametralmente la historia es con Batman, a quien ya no vemos como la voz revolucionaria que se posiciona en contra de los abusos de Superman, sino que se vuelve un agente encerrado en el mismo ciclo de abuso y represión del régimen comunista: él no es mejor que Supes, porque solamente reafirma la idea de que la violencia y el derramamiento de sangre es la mejor forma de solucionar los conflictos.

¿Quiénes son ellos para decidir unilateralmente el mejor futuro para la humanidad? Esa pregunta se la hace justamente Wonder Woman, quien ya no es solamente una fan con un crush del Hombre de Acero, como la pintó Millar, sino que es la primera en criticar los métodos arcaicos y violentos que utilizan los personajes para justificar su lucha.

Superman Red Son

¿Mejor Que el Cómic?

La cinta de Red Son se siente más como un diálogo con el cómic, en donde contrasta sus ideas, poniéndolas en una luz más actualizada. A veces los eventos transcurren de manera atropellada, pues de repente parece que te están contando un resumen de la historia, y nos impide conectar mejor con la historia.

Además, al final del día también tiene un discurso claramente pro-americano, en donde Lex Luthor sigue siendo la voz de la razón, pero se agradece que la idea esté más matizada, y que el punto de la historia no sea ver qué país tuvo la razón, sino cuál sistema invita a que humanos responsables busquen la mejor solución para los problemas que aquejan a la sociedad.

Aún así, fue un experimento interesante y distinto a otras cintas animadas de DC Comics, pues nos da una buena idea de lo que hace humano a Superman: su capacidad para aceptar que necesita de otros para poder luchar por la verdad, la justicia y el sueño americano.

Superman Red Son
¡Cuéntenos, Cinéfilas y Cinéfilos! ¿Le darán una oportunidad a Superman: Red Son?

Escrito por:

Superman: Red Son ¿Mejor que el Cómic Original?

Becka Salas

Heroína cinéfila de noche, caza tiburones de día

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio está protegido por reCAPTCHA y se aplican la política de privacidad y los términos de servicio de Google.