Escrito por:

She-Ra: ¡Mucha Diversidad y Diferentes Personajes!

Fanny Llamas

Nací en una película de Miyazaki y quiero morir en una de Paolo Sorrentino. Creo en la magia de la metáfora. Guadalajara Jal.

10 junio, 2020
|
Escrito por: Fanny Llamas
La nueva She-Ra se posicionó como un gran símbolo LGBT

La adaptación de She-Ra and The Princesses of Power que produjo Dreamworks y transmitió Netflix desde 2018 acaba de finalizar con su temporada número cinco. La serie animada creada por Neolle Stevenson terminó siendo un gran símbolo LGBT y además con una resolución de la villana pocas veces vista.

Salvar el mundo de las garras de Horde Prime pasa totalmente a segundo plano y entramos en un juego donde la exploración de los personajes sale de sus arquetipos de una forma peculiar.  

Villanos: Explorados pero no Victimizados

She-Ra and The Princesses of Power es una de esas series contemporáneas que replantea su concepto de héroe-villano, donde los polos bueno-malo que aparecen totalmente definidos en un inicio se van diluyendo conforme se desarollan los personajes, pero más allá de usar la estrategia de justificación al villano, la historia toma un rumbo donde los personajes de ambos bandos exploran sus emociones viviendo las consecuencias de sus actos, pero también siendo empáticos con el otro.

She-Ra

El concepto de “esquema” en la psicología fue introducido por el suizo Jean Piaget, dicha rama actualmente estudia los patrones de pensamiento y comportamiento en las personas y los conceptualiza en creencias. Si lo ejemplificamos con Catra, la creencia sería “Todos me abandonan” o un “No soy suficiente”.

Estas creencias nacieron en un momento específico de su vida y van repitiéndose en distintas situaciones en las que ella vuelve a sentir ese abandono (muchas veces causado por sus mismas acciones) e intenta repararlo en situaciones de rechazo que sólo terminan por fortalecer esa creencia. La serie de She-Ra and The Princesses of Power aplica bien dicho concepto.

El perfil de personaje de Catra en otras historias hubiera terminado por victimizarse por su pasado y justificarse ante el espectador.

En un inicio intentó escapar de su esquema de abandono y desaprobación (secuelas de los tratos de Shadow Weaver) por las vías incorrectas: primero intentando conseguir la validación de la misma Shadow , luego con Hordak (ambas personas con un sinfín de limitaciones emocionales). Y luego,, al buscar excesivamente el reconocimiento por su deseo de estar hasta arriba para sentirse suficiente. Claramente nada de esto funcionó, hasta que finalmente decidió repararlo en el lugar correcto, con personas que fueron capaces de reconocerla y establecer un vínculo afectivo con ella.

She-Ra

OJO: Esto no significa que exista un borrón y cuenta nueva. Catra, y en realidad todos los personajes de la serie, se ven obligados a enfrentar los roces que sus actos generaron en su relación con los demás.

Lord Hordak es otro ejemplo de ello: Inicialmente se nos presentó como un antagonista malvado y manipulador, cuyas víctimas eran Shadow Weaver y Catra. Después, pasamos a conocer su origen y finalmente lo vemos aprender y rebelarse pero no por ello con un final feliz.

Hay errores que no pueden ser reparados del todo, todos podemos aprender, pero nada evita que vivamos las consecuencias de nuestras acciones, esa idea se repite mucho en el universo de She ra y la Princesas del Poder. Finalmente, la serie explora a unos personajes que salen del arquetipo del protagonista y antagonista, mostrando en el camino cómo las acciones agresivas, paradójicamente, son cometidas como un intento de satisfacer una necesidad emocional.

La Representación de la Diversidad

La serie también presenta personajes multi raciales y LGBT. Aún cuando la historia no gira en torno al tema, el universo de She-Ra and The Princesses of Power se percibe como un mundo donde las relaciones afectivas fluyen en todas direcciones sin poner en duda el valor de cada una de ellas ni por el género, ni por el sentido, (ya sea sólo fraternal o también romántico).

She-Ra

Cabe mencionar que, tanto las series que presentan la diversidad como un tema principal en la trama, que buscan criticar directamente la homofobia y el racismo, son válidas y funcionan igual que otras como She-Ra and The Princesses of Power, donde introducen la diversidad racial y sexual sin enfocar la historia como una crítica, pero sí como una representación de forma natural.

En el universo de She-ra, encontramos a personajes no binarios como Double Trouble, relaciones lésbicas como Netossa y Spinnerella, relaciones gays como los padres de Bow o incluso relaciones que iniciaron con un sentido de hermanos y terminaron por transformarse  en relaciones románticas, como Glimmer y Bow, o Catra y Adora.  Además, encontramos diversidad de razas, tanto en cuestión de color, como de formas corporales: El personaje de Frosta tiene rasgos asiáticos, pero también encontramos rasgos norteamericanos en la protagonista o africanos en el caso de Bow y sus padres.

She-Ra

Decir que es “forzado” representar diversidad en la narrativa porque esta se vuelve el tema central no tiene sentido. El objetivo es enviar un mensaje de fraternidad y de respeto, y mientras ese mensaje exista, el método para hacerlo, la cantidad de personajes, si se introducen directamente o como un subtexto, todo eso termina por importar poco.

Los personajes de She-ra se detienen a juzgarse por sus acciones, pero nunca por los sentimientos afectivos que tienen con los otros. Si bien hubo un espacio a mitad de la serie donde la pareja principal, Adora y Catra, parece salirse del rol de pareja, no cae en lo que hizo Avatar: La Leyenda de Korra cuando introdujo a la pareja de Korra y Asami en el último episodio de la última temporada. La relación amorosa de Adora y Catra comenzó a cimentarse desde los primeros episodios, continuando con la estética sensual de sus peleas, pasando por momentos de total odio pero finalmente terminando por repararse.

She-Ra

Cuando salió la primera imagen de She-Ra and The Princesses of Power hubo un boom en las redes sociales, con el argumento sin sentido de que «el cuerpo de la protagonista no era femenino». Otra de las cualidades de She-ra es que el género no está limitado, las mujeres son diseñadas con cuerpos atléticos, musculosos o delgados, al igual que los hombres y los no binarios.

La serie emitida por Netflix y producida por Dreamworks está llena de personajes diversos, aventura, un gran desarrollo de personaje, mucho humor, tanto su apartado visual como auditivo dan como resultado una estética que funciona y atrae las miradas de todo el mundo. ¡Es una serie que no te puedes quedar sin ver!

¿Ustedes qué piensan, Cinéfilas y Cinéfilos? ¿Qué opinan de She-Ra y las Princesas del Poder?

Escrito por:

She-Ra: ¡Mucha Diversidad y Diferentes Personajes!

Fanny Llamas

Nací en una película de Miyazaki y quiero morir en una de Paolo Sorrentino. Creo en la magia de la metáfora. Guadalajara Jal.

4 Respuestas a “She-Ra: ¡Mucha Diversidad y Diferentes Personajes!”

  1. Avatar
    Mario Padilla

    Muy buen artículo
    Así puedo determinar que programas no son buenos para mis hijos
    Yo vi she ra cuando era niño y ya veo que nada que ver con esta basura progre que hicieron ahora

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *